"La entrega y generosidad de mis compañeros aporta un valor añadido a la comunidad local de los lugares en los que desarrollamos nuestro trabajo"

Raúl
Esteban
Hernández

Gerente de OHL

Me gustaría hablaros de las acciones de voluntariado corporativo que hemos realizado junto con otros compañeros y compañeras en Latinoamérica y, más concretamente, en Perú, desde hace cuatro años, y que tantas alegrías nos reporta. Alegrías porque considero un privilegio ayudar a que la vida de personas en situación de vulnerabilidad mejore. Gestos tan sencillos como  la donación de material escolar a familias con bajos recursos, la participación en la construcción y equipamiento de escuelas y centros de estudios para la capacitación profesional o la impartición de talleres sobre inserción laboral dirigidos a personas desempleadas son algunas de la actividades en las que he participado y que me han permitido conectar con otras realidades y darme cuenta de cómo un pequeño grano de arena puede cambiar, para bien y para siempre, la vida de muchas personas. Y alegrías también a nivel colectivo, porque alimenta nuestro espíritu de cohesión, solidaridad y empatía, y hace mucho más satisfactoria nuestra vida y nuestra profesión.

Me gustaría, además de impulsar la organización del voluntariado en mi zona de actuación, agradecer la participación de los compañeros y compañeras voluntarios. Su entrega y generosidad aporta un valor añadido a la comunidad local de los lugares en los que desarrollamos nuestro trabajo. Os animo a que forméis parte de esta aventura y disfrutéis de la alegría que supone trabajar por una sociedad más justa.

"Considero un privilegio ayudar a que la vida de personas en situación de vulnerabilidad mejore"